Ingredientes de la masa

250 g de harina 0000
100 g de Azúcar Ledesma
150 g de manteca cortada en cubos bien fría
1 huevo

Ingredientes de la crema pastelera

500cc de leche
125 g de Azúcar Ledesma
6 yemas de huevo
80 g de almidón de maíz
unas gotitas de esencia de vainilla
500 g de arandanos frescos
c/n de menta para decorar

Preparación de la masa

Precalentar el horno a 180 grados centígrados.
En una procesadora incorporar la harina junto al Azúcar Ledesma y la manteca bien fría. Procesar hasta obtener un arenado. Incorporar el huevo, procesar hasta que se forme la masa. Retirar. Envolver en film y refrigerar 30 minutos.
Espolvorear la mesada con harina, apoyar la masa y estirar con palote.
Forrar un molde desmontable de 26 cm de diámetro. Refrigerar 30 minutos.
Pinchar la masa en el molde con un tenedor. Hornear la masa en la tartera bien fría y cocinar en el horno aproximadamente 15 a 20 minutos. Retirar. Enfriar.

Preparación de la crema pastelera

Llevar a ebullición la leche con la mitad del Azúcar Ledesma
Batir las yemas con la otra mitad del Azúcar Ledesma y el almidón de maíz.
Incorporar la mitad de la leche tibia al batido de yemas, mezclar.
La otra mitad de la leche mantenerla en el fuego a punto de ebullición e incorporarle la preparación anterior. Mezclar. Incorporar la esencia de vainilla. Llevar a hervor. Retirar del fuego. Entibiar

Nota
La crema pastelera se puede conservar en la heladera durante 2 días, cubierta con film para que no se seque. El film debe estar en contacto con la preparación.

Armado
Colocar la crema pastelera tibia en la tarta cocida. Refrigerar hasta que tome cuerpo. Colocar los arándanos y decorar con menta